Pérdida del cabello y sus causas

perdida-cabelloEs normal que a lo largo de tu vida se te caiga un poco el cabello, ya que a lo largo de nuestra vida tenemos, más o menos, un 10% del cabello inactivo, sin vida, que posteriormente se cae y comienza a nacer nuevo. Sin embargo, hay personas que experimentan una excesiva caída del cabello, mucho más que este pequeño porcentaje.

Las causas de la pérdida del cabello pueden ser muy distintas. Si has pasado por el quirófano (cirugía mayor) o has pasado una enfermedad más o menos grave, pasados unos 3 meses puedes experimentar de repente la pérdida excesiva del cabello. Aunque puede resultar impactante, no te alarmes porque se produce debido al estrés que has pasado por la enfermedad o la operación, y la pérdida del cabello en este caso no es permanente, es sólo debido a la circunstancia. Volverá a crecer.

Además, en las mujeres los problemas de hormonas están relacionados directamente con la pérdida. Tu cabello puede caerse si tu glándula tiroide está demasiado activa o, por el contrario, demasiado inactiva. Además, el cabello se te puede caer si el equilibrio de andrógenos y estrógenos no es el adecuado. Si es esta la causa y se corrige el desequilibrio entre estas hormonas, seguramente la caída del cabello parará.

También, después del embarazo. Son muchas las mujeres que han notado a los tres meses de haber dado a luz que se les caía el pelo. Esto pasa por que, cuando estás embarazada, el ciclo de la caída del cabello de ese 10% que hemos dicho al principio, debería ser igual, y se debería caer, sin embargo, ciertas hormonas (durante el embarazo) hacen que este cabello no se caiga, por lo que al dar a luz y volver al orden las hormonas, el ciclo de caída y crecimiento del cabello vuelve a la normalidad, por lo que el cabello que se debería haber caído durante 9 meses, se cae mucho más rápido.

Si tomas algún medicamento, debes saber que algunos de ellos causan esto. Suelen ser los anticoagulantes, los usados en quimioterapia para tratar el cáncer, para tratar el bocio y también es posible la vitamina A en exceso o los antidepresivos y las píldoras que controlan la natalidad. En este caso, al dejar los medicamentos la pérdida del cabello debería mejorar.

En niños sobre todo, algunas infecciones pueden causar la caída, sobre todo por hongos en el cuero cabelludo. Este tipo de infecciones son tratables y se puede volver a la normalidad fácilmente.

Además, la caída del cabello puede ser un síntoma de que se tiene lupus o diabetes. Muchas veces este síntoma ayuda a diagnosticar la enfermedad a tiempo y tratarla como se debe.

Por último, y no menos importante, hay que destacar que si cuidas mal tu cabello y lo “maltratas” se te caerá, todo depende de los cuidados que le des. Lo que más influye es tratarlo con tensión, es decir, si te haces trenzas pegadas al nacimiento del cabello, o usas rulos muy apretados. A veces, los componentes químicos que se usan al hacer la permanente pueden dañarlo causando inflamación que desemboca (en algunos casos, no todos) en la caída inevitable del cabello.

Después de esto, ten cuidado con tu cabello, ya sabes que ciertos factores pueden alterarlo y que no vuelva a nacer como antes.

Originally posted 2007-07-09 19:05:18.

Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar