Escrito por

Consejos para dar el pecho

En alguna ocasión os hemos  hablado de las ventajas de amamantar al bebé, pero esta vez, queremos facilitaros este proceso para que dar el pecho a vuestro hijo/a sea algo de los que disfrutar y no haya nada de qué preocuparse. Tan sólo es necesario seguir estos consejos para dar el pecho.

 Para empezar, os diremos que los especialistas recomiendan que se le de el pecho al bebé en su primera hora de vida, para que el contacto madre-hijo se produzca cuanto antes. Asimismo, si ves que el bebé no se engancha rápidamente, no pierdas la paciencia. Mientras que algunos empiezan a mamar de inmediato, otros empiezan con un acercamiento. Manten la calma y disfruta del contacto con tu bebé minetras le das tiempo a que siga su instinto. Cuida también tu postura, de manera que sea cómoda para ambos.

Pasos a seguir

En primer lugar, consigue una posición adecuada, ya sea tumbada o con la espalda apoyada. Seguidamente, aproxima tu bebé a tu cuerpo, de manera que estéis prácticamente ombligo con ombligo. Apoya bien su cabeza y aguántalo bien también por el trasero, de manera que sea sencillo cambiarle de postura si es necesario.

De esta forma, te quedará un brazo libre, que será el que utilizarás para llevar el pezón a la boca del bebé. Comprueba que la lengua queda debajo de la areola.

Deja de apretar el pecho cuando el bebé deje de mamar, puesto que podría acabar succionando sólo la punta de éste.

La postura del bebé

El bebé estará bien colocado si no se ve el pezón y la parte inferior de la areola. Los labios del bebé deben estar hacia afuera, sobre todo el inferior, que estará cercano a la barbilla. Si ves movimiento en la mandíbula es porque está succionando y además, no escuchas chasquidos, no se le escapa el aire y no te duele la succión, todo marcha correctamente. 

¿Qué es lo que piensas?